hello-1502369_960_720

Aprende expresiones coloquiales en inglés

Solemos pensar que, cuando la gente se va a realizar cursos de inglés en el extranjero, vuelve con un inglés shakesperiano, formal y totalmente pulcro, correcto y señorial. Pero nada más lejos de la realidad: al codearse con estudiantes, con trabajadores, con personas con las que realizan su día a día, su rutina, vuelven hablando el idioma coloquial.

Es normal y, en cualquier caso, se agradece, ya que resulta muy útil aprender el idioma de la calle, un lenguaje informal para cada día. Por ello, en este artículo te hemos preparado algunas expresiones inglesas coloquiales. Algunas de ellas, pueden relacionarse con personas poco educadas en determinadas situaciones, pero no está de más que las conozcas. Imagina que te las dicen a ti; qué mínimo que entenderlas, ¿no crees?

Lista de expresiones coloquiales

Aquí las tienes. Hemos evitado unas traducciones literales en la mayoría de casos, y optado por buscar su significado más parecido en español, dado que la mayoría son intraducibles si queremos darles un sentido exacto en nuestro idioma.

  • Suck it up: Te jodes.
  • Horse’s ass: Imbécil.
  • Dickhead: Gilipollas.
  • On your bike: Pírate.
  • You are an asshole: Eres un capullo.
  • What the fuck: Qué coño.
  • Come off it: Corta el rollo.
  • I don’t give a damn: Me importa un bledo.
  • Bloody hell: Jodido infierno.
  • Dog bollocks: Cojonudo (aunque también se emplea a modo de insulto).
  • Fuck my old boots: No me jodas.
  • Fuck off: Que te jodan/Largo de aquí.
  • Holy crap: Mierda bendita.
  • Not worth a shit: No vale una mierda.

Se dice que el español es el idioma que cuenta con mayor riqueza y variedad de insultos, pero lo cierto es que el inglés no se queda corto. Ni siquiera en cuanto a creatividad. De hecho, las que te hemos enseñado aquí son sólo una pequeñísima parte, y es probable que, aunque algunas puedan sonar fuertes, también son bastante relajadas en comparación con otras mucho más malsonantes.

Y, pese a todo, no hay palabras para describir lo divertido que resulta aprender este tipo de expresiones en idiomas extranjeros. E, incluso, en el propio. Seguro que las primeras palabras que buscaste en el diccionario, de pequeño, eran de este tipo, ¿verdad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *